Audi Bruselas, certificada “planta neutral en emisiones de CO2”

Vista aérea de la factoría certificada de Audi en Bruselas

La planta de Audi Bruselas (Bélgica) ha sido galardonada con el certificado de “planta neutral en emisiones de CO2” por la compañía belga Vinçotte. Todos los procesos de producción y todas las otras emisiones generadas por la planta, están cubiertas, ya sea mediante energías renovables (aproximadamente el 95%) o compensada con proyectos ambientales (aproximadamente el 5%). Por lo tanto, Audi Bruselas se convierte en la primera planta de producción de alto volumen del mundo certificada como neutral en emisiones de CO2 en el segmento Premium.

Audi Bruselas comenzará antes del fin de año la producción del primer modelo totalmente eléctrico en serie. Con un alcance adecuado para el uso diario y con tecnología digital innovadora a bordo, el prototipo Audi e-tron es toda una declaración. Audi persigue un enfoque holístico con respecto a la movilidad Premium sostenible. Por esta razón, la compañía da gran importancia a la conservación de recursos en la producción de su primer SUV totalmente eléctrico. Desde el comienzo de la producción, Audi Bruselas producirá la versión en serie de este prototipo con un impacto neutral sobre el medio ambiente.

Al mismo tiempo, nuestro primer automóvil eléctrico también es el primer automóvil de Audi cuya producción es completamente neutral para el clima. Evitamos cualquier desperdicio“, afirmó Peter Kössler, miembro del Consejo de Dirección de Producción y Logística de AUDI AG. “Además, estamos trabajando arduamente para que todas nuestras plantas en el Grupo sean aún más sostenibles. Tenemos la intención de suministrar gradualmente a nuestras plantas electricidad verde. Y el año pasado, fuimos la primera compañía en Alemania en hacer que todo el transporte ferroviario nacional fuera neutral para el clima“.

La planta belga se basa en tres pilares principales:

El primer pilar es el cambio a electricidad verde, algo que ya se hizo desde 2012. En un área total de 37.000 metros cuadrados, los techos de los edificios de la planta también tienen el sistema fotovoltaico más grande de la región. De esta forma, la compañía ahorra alrededor de 17.000 toneladas de CO2 por año, lo que equivale al consumo de alrededor de 1.500 personas. “Como la primera planta en el Grupo Audi puramente destinada para automóviles eléctricos, la producción sostenible y respetuosa con el medio ambiente es particularmente importante para nosotros“, dijo Patrick Danau, Director General de Audi Bruselas. “Vemos esto como una obligación social que vale la pena para todos“.

El segundo pilar es el suministro de calor en la planta usando energías renovables, incluso para la calefacción de las oficinas. La planta cubre este requerimiento de calor con certificados para biogás. Audi Bruselas previene emisiones de CO2 de hasta 40.000 toneladas cada año a través de energías renovables. Los pilares uno y dos representan, por lo tanto, más del 95 % de las necesidades de energía en general.

Audi Bruselas compensa el resto de las emisiones que actualmente no pueden evitarse a través de fuentes de energía renovables mediante proyectos de créditos de carbono (el tercer pilar). Estos incluyen, por ejemplo, las emisiones causadas por los automóviles de la empresa.

En 2014, fuimos el primer fabricante premium que midió su huella de CO2 y la certificó. Desde entonces, hemos estado trabajando constantemente para reducirla aún más“, declaró Rüdiger Recknagel, Jefe de Protección Ambiental de AUDI AG. “También estamos instalando nuevas tecnologías en todas nuestras plantas para reducir el consumo de agua, prevenir la contaminación del aire y mejorar el reciclaje“.

Destacados:

  • Todos sus procesos de fabricación son completamente neutros en emisiones de CO
  • Peter Kössler, miembro del Consejo de Dirección de Producción de Audi dijo, “Estamos trabajando para que cada planta del Grupo sea aún más sostenible“.

A.M.

Revista de la Industria Automotriz, deportes y actividades afines.