Cinco razones para adquirir un vehículo “semi nuevo”

El pago de utilidades es la oportunidad perfecta para renovar el auto, y los vehículos seminuevos son una opción ideal. ¿Por qué? porque permiten rentabilizar este dinero extra de manera inteligente y con beneficios únicos, que solo ofrece este mercado.

Pierre Janineh, jefe de producto de 1001 Carros, nos comenta, las que considera, las principales 5 razones para adquirir uno de estos autos:

  1. Menor inversión: Cuando se adquiere un auto seminuevo se ahorra el pago del 12% del Impuesto al Valor Agregado (IVA). Este valor corresponde a la depreciación de un vehículo nuevo al momento de salir de una casa comercial.
  2. Capitalización del dinero: Un vehículo seminuevo es ideal para convertirlo en una herramienta de trabajo, principalmente para la movilización de pasajeros, en la modalidad de taxi, en recorridos empresariales o en transporte de carga, en el caso de una camioneta. De esta manera, el nuevo propietario puede obtener réditos económicos de su inversión.
  3. Una necesidad y no un lujo: La adquisición de un auto seminuevo constituye una opción ideal para una persona o familia que está esforzándose para cumplir sus proyectos financieros, al ser más accesible.
  4. Pico y placa: La adquisición de un seminuevo ofrece la ventaja de elegir libremente el número del pico y placa, según las necesidades que más se adapten a su propietario.
  5. Disponibilidad inmediata: La entrega de un vehículo seminuevo es inmediata tras el pago respectivo y los debidos trámites, tales como: traspaso de dominio y el cambio de especie a nombre del nuevo dueño. Este proceso suele tomar como máximo un par de días.

Finalmente, y para que la compra sea exitosa, se recomienda seguir los siguientes consejos:

  • Cerciorarse del origen lícito del vehículo (que se ofrezca las debidas garantías sobre su condición mecánica, estado legal y procedencia).
  • Preferir las unidades que no pasen de los 5 años de antigüedad o, en su defecto, que no lleguen a los 100.000 km. de recorrido.
  • Pero, por sobre todo, que su valor no exceda su presupuesto.
  • Verificar que los chequeos se hayan realizado en un concesionario de la marca y que no haya sufrido ningún choque.
  • Comprobar que el kilometraje no haya sido adulterado; aquí: http://www.amt.gob.ec/index.php/servicios/revision-tecnica/revision-tecnica-vehicular-2.html
  • Que haya pertenecido, de preferencia, a un solo dueño.

A.M.

Revista de la Industria Automotriz, deportes y actividades afines.

A %d blogueros les gusta esto: