Bicicletas eléctricas de Peugeot

En la actualidad, Peugeot cuenta con una gama de productos formada por más de 50 modelos. Las bicicletas eléctricas de Peugeot son la respuesta a la demanda de la sociedad actual y la  continuación a una larga tradición unida al ciclismo en la que la competición ha sido muy importante.

El I+D de Peugeot dirigido hacia las bicicletas eléctricas

El uso de la bicicleta se ha extendido en los últimos años como una forma de vida saludable tanto para el cuerpo como para el entorno que nos rodea, ya que su uso no emite partículas contaminantes, como sí lo hace el de los vehículos de combustión. Estas dos cuestiones han hecho que Peugeot dedique parte de su I+D al desarrollo de sus propias bicicletas, a las que incorporan algún tipo de asistencia al pedaleo para que las empinadas cuestas sean más llevaderas.

El más representativo es la HYbrid Bike AE21: urbana, con un diseño moderno y elegante, enfocada para afrontar todos los retos que propone el uso diario de este medio de transporte. Dispone de elementos plegables, de multitud de huecos portaobjetos y de tecnología híbrida para hacer más cómodos y eficientes los transportes por la ciudad.

Peugeot-HYbrid-Bike-AE21

 Peugeot Hybrid Bike AE21

Otro modelo interesante de la marca francesa es la URBAN LC11. La bicicleta urbana por excelencia, que recupera el estilo de los modelos que han  forjado la historia de Peugeot. Moderna y fiable, esta nueva versión ha sido concebida para moverse con comodidad al ritmo de la ciudad  gracias a su manillar clásico, que proporciona una postura elevada y cómoda, y su portaequipajes.

Urban-LC11-baja

Urban LC11 baja

Un poco de historia

La vinculación de Peugeot con el mundo del ciclismo comenzó en 1882 con la creación de un nuevo taller en su fábrica de Beaulieu para la producción de bicicletas que, cuatro años después, empezaron a comercializar en serie poniendo a la venta el modelo tipo Penny-farthing, por un precio comprendido entre los 225 y 450 francos.

Peugeot fue también uno de los primeros equipos que participó en el Tour de Francia, ideado en 1903 por la publicación ‘L´Auto’  bajo el lema: ‘La competición ciclista más larga y dura jamás organizada’.

En 1963 el equipo adopta el diseño del motivo ajedrezado blanco y negro.  Lo que surgió como un recurso para que el team Peugeot fuese fácilmente reconocible por televisión acabó siendo un rasgo icónico.

En 1975, fecha que supone el inicio de la época dorada del ciclismo, Su imagen se correspondía a la del equipo profesional, mezclando lujo y deporte como fiel reflejo de los éxitos que iban cosechando, entre ellos, dos Tour de Francia.

Todos estos hitos fueron acompañados de un aumento exponencial en las ventas de sus bicicletas, llegando a triplicarse en  tres años las 150.000 unidades comercializadas en 1971. De hecho, las bicicletas Peugeot de finales de los 70 y de la década de 1980 son muy valoradas y apreciadas como objeto de coleccionismo.

Peugeot no sólo cuenta con modelos híbridos en su gama. Con una cartera de productos formada por más de medio centenar de productos, ofrecen bicicletas de carretera, de montaña, para hacer ciclo turismo, urbanas, infantiles e incluso eléctricas. (ME)

A.M.

Revista de la Industria Automotriz, deportes y actividades afines.